Leyendas y mitos en torno a Coca Cola

Leyendas y mitos en torno a Coca Cola -
Leyendas y mitos en torno a Coca Cola -

Fuente: www.cocacola.es

Pocos refrescos han generado tanta literatura como la Coca Cola. Desde su aparición este refresco de cola ha sido objeto de secretos, historias y mitos en torno a su composición, sus efectos en el organismo, sus múltiples usos… A continuación recopilamos algunos de los más curiosos y cada cual saque las conclusiones que estime oportunas. [AdSense-A]
  • La Coca Cola contenía cocaína en sus inicios. Esto es falso. En la receta original de John Pembertone del año1886, llevaba una mezcla de hojas de coca y semillas de Cola acuminata, un árbol de la familia de las malváceas; pero no cocaína.
  • Estados Unidos es el mayor consumidor de Coca Cola del mundo. Esto es falso. Basta profundizar un poco en los datos registrados (los últimos son del año 2010) para saber que el récord mundial de consumo de Coca Cola lo tiene México, con 237 mililitros per cápita anual. Le siguen Malta, Chile y Estados Unidos, que ocupa en cuarto puesto.
  • Coca-Cola nació en la trastienda de una farmacia. Esto es cierto. Pembertone creó esta fórmula pensando que estaba gestando un jarabe que remediase problemas de digestión y aportase energía.
  • Hay testimonios que afirman haber encontrado restos de dedos humanos, restos de insectos o restos metálicos en algunas de las latas de Coca Cola. Esto es complicado de aceptar ya que los controles de seguridad alimentaria a los que se someten las bebidas impediría que esto sucediera.
  • La variante Coca Cola Light y Mentos reaccionan generando una explosión. Este recurso se ha llegado a utilizar incluso en los argumentos de algunas películas (la última Rompe Ralph) aunque no es del todo cierto. El gas del refresco reacciona con la cubierta del caramelo pero no produce una explosión.
  • La composición del refresco es un potente limpiador que incluso se emplea en los talleres para eliminar la grasa. Es cierto que algunos de sus ingredientes pueden eliminar suciedad, incluso los restos de sangre, pero no es el multiusos más eficaz del mercado.
  • Se ha utilizado para eliminar plagas de roedores en granjas estadounidenses. Al parecer, los animales la toman y acaban muriendo porque no pueden eructar. No hemos encontrado experimentos en este sentido que confirmen o contradigan esta creencia popular.
  • Se emplea para evitar que los bailarines profesionales se resbalen. Al parecer es cierto y se basa en el hecho de que si se vierte Coca Cola en el suelo y se seca, queda tan pegajoso que impide que alguien resbale mínimamente.
  • Cada 24 horas se consumen en el mundo unos 1.600 millones de productos de Coca-Cola. Esto es lo que dice la compañía en su página web.
  • Santa Claus es rojo por imposición de la marca. Al parecer hay una relación directa de los hechos con esta creencia, aunque ya se había empleado los colores blanco y rojo en representaciones anteriores del santo. El caso es que Coca-Cola encargó, en 1931, al pintor Habdon Sundblom que remodelara la figura de Santa Claus para que pareciera más humano y creíble. El autor empleó en su trabajo los colores rojo y blanco, y en el imaginario colectivo se vinculó este dibujo de Santa Claus en los anuncios de Coca-Cola para popularizar el refresco.
Como se puede observar, son muchas las creencias y mitos que se han desarrollado en torno a la Coca Cola. Muchos de ellos han propiciado su consumo y han aumentado su internacionalización. Tanto, que algunos estudios sobre competencias lingüísticas han señalado que, tras OK, Coca Cola es la segunda palabra más conocida de todo el mundo.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *